La Barriada/Martín Aguilar/Del plato a la boca

Dicen que a veces se necesita de una mentira piadosa, y eso fue lo que hizo Omar Hamid García Harfuch, titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, al declarar que no busca la candidatura para jefe de Gobierno de la CDMX en 2024.

 

El funcionario fue cuestionado a la salida de un evento con integrantes del Observatorio de Seguridad Ciudadana, luego de que en las encuestas aparece ubicado entre los favoritos para sustituir a Claudia Sheinbaum en dos años.

 

A la pregunta sobre sus posibilidades de buscar el gobierno capitalino en las próximas elecciones, Omar Hamid sacó a relucir una habilidad que no se le conocía mucho, y dijo que se vería muy mal que alguien dedicado a la seguridad ciudadana estuviera pensando en elecciones.

 

Que no tenía en mente buscar ninguna candidatura, ni se iba a distraer de sus tareas de proteger a los capitalinos, mismas que incluso le han valido ya un par de reconocimientos del Presidente de la República en sus mañaneras.

 

Para ser policía García Harfuch resultó muy buen político, pues si bien dijo que él no buscaría la candidatura… no dijo qué haría si la candidatura lo busca a él.

 

El joven funcionario sabe que aún no son los tiempos de sacar la cabeza, y que efectivamente se vería muy mal que desde ahora revelara sus aspiraciones, pues, de haberlo hecho, no sólo se quedaría sin candidatura, sino también sin trabajo.

 

Al negar públicamente que aspire a esa posición, en teoría tendría que sacudirse la grilla de los morenos, que lo ven como una amenaza real para llegar al Antiguo Ayuntamiento.

 

Su principal detractor ha sido Martí Batres, pues el secretario de Gobierno siente que Omar Hamid le ha robado reflectores. El exdirigente de Morena lo ha grillado con la misma Claudia Sheinbaum, acusándolo de placearse para ganar reflectores.

 

Cierto que el jefe de la Policía tiene mejor imagen y ha recibido constantes reconocimientos, pero es por la chamba que está haciendo. En cambio, Martí trae un tiradero en la ciudad y los actores políticos capitalinos —incluso algunos de casa— lo tachan de inepto.

 

Así que García Harfuch hizo muy bien en declarar públicamente que no está buscando el gobierno de la CDMX. Lo mismo dijo en su momento Miguel Ángel Mancera, e incluso el propio Andrés Manuel López Obrador con su famoso: "a mí denme por muerto".

 

Por eso la negativa del titular de la SSC no es más que una mentira piadosa para que descanse el alma de los radicales morenos, pues es obvio que, si se le alinean los astros, será el candidato.

 

Sobre todo, porque en Morena no abundan los perfiles que conecten con los jóvenes y la clase media, sectores sin los cuales no podrán retener la capital del país, lo cual sería una afrenta para el pejismo, que en las elecciones de 2021 ya recibió un aviso al perder nueve de 16 de alcaldías.

 

Así que, aunque diga que no está pensando en ello, la figura del secretario de Seguridad Ciudadana va como la espuma, y las encuestas lo confirman con toda claridad. 


Share on Google Plus

About .

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario