Promueven Coparmex, AMBA y ASUME legalidad en la industria del blindaje y seguridad privada

Rebeca Marín

Propulsar la legalidad de las empresas participantes en la industria de la seguridad privada, la calidad de los productos y excelencia de los servicio prestados, así como implementar estrategias y acciones en conjunto, participar en reuniones de colaboración, gestión e información con autoridades de los tres órdenes de gobierno, cámaras y confederaciones patronales, son algunos de los objetivos ratificados por la Asociación Mexicana de Blindadores de Automotores (AMBA) y Agrupaciones de Seguridad Unidas por México (ASUME) en la firma de convenio de colaboración.

Esteban Hernández López, presidente de la AMBA, destacó que además con la firma del acuerdo entre estas importantes organizaciones de la seguridad privada, se continuarán las conferencias y capacitación a los asociados, la difusión y promoción de información en beneficio del sector de la seguridad privada, con la finalidad de que se cuenten con los elementos suficientes y necesarios para dar el debido cumplimiento a varios puntos que persiguen como son la profesionalización de la industria.

"Con este convenio, ratificamos el compromiso de la AMBA de promover la legalidad de las empresas proveedoras de blindaje automotor, sin dejar de lado la calidad pues no es un secreto que este sector aparecen y desaparecen blindadoras que dejan a su suerte a clientes que ante un atentando comprueban que lo barato sale caro. Se estima que más dos docenas de estas 'empresas' son irregulares". En la AMBA busca la legalidad y buenas prácticas, así como enfatizar su colaboración con el gobierno y fomentar el cumplimiento con la sociedad y clientes en temas de seguridad y tranquilidad", afirma Esteban Hernández.
De acuerdo a la AMBA, existen tres variables que determinan un buen blindaje automotriz: integridad balística, funcionalidad del vehículo y estética. Las dos últimas el cliente las puede corroborar, mientras que la integridad balística no se aprecia a simple vista, por lo que el usuario tiene dificultad para identificar si balísticamente su automotor está bien protegido o no; lo cual es el punto medular entre salir ileso de un ataque o perder la vida.

Importante resaltar que la AMBA representa más del 65% de los blindajes que se producen en México y en conjunto con otros organismos ha elaborado un documento único en donde se establecen criterios con los que debe contar un buen blindaje, entre los que sobresalen áreas básicas de cobertura que deben estar protegidas, sin aceptar blindajes parciales y siempre protegiendo en ángulos de ataque de 45 grados.

Por temas como el anterior, AMBA y ASUME (organización que aglutina a las principales asociaciones de seguridad privada del país especialistas en guardias y protección ejecutiva, rastreo satelital, electrónica, ciberseguridad y blindaje automotriz, entre otros) ratifican dicho cuerdo de colaboración, donde entre otros puntos, existe el compromiso de representar a los asociados en reuniones ante autoridades o usuarios finales para fijar postura ante políticas o proyectos, planes de trabajo y coordinación en beneficio de la seguridad del país y la sociedad.

Compartir a los asociados información relevante, estratégica o emergente sobre su modalidad o que afecte a la industria de la seguridad privada, informar sugerencias de seguridad o información técnica, las cuales serán publicadas en las redes por ambas asociaciones.

Proporcionar información de apoyo entre ambo organismos como cifras, análisis, indicadores de medición en índices delictivos, estadísticas de inseguridad, reportes de robos y de incidentes, con la finalidad para que ambas partes cuenten con los elementos suficientes y necesarios para trabajar y profesionalizar la seguridad de las personas y su patrimonio.

De igual forma, continuar con el cruce de información técnica sobre el blindaje en México, así como aportar información técnica para el desarrollo de leyes y normas vigentes en materia, impulsar la cultura de la autoprotección y prevención del delito, así como promover la integración de los asociados a la Cámara Nacional de la Industria de la Seguridad Privada y apoyar a ASUME como promotor de la misma.

Por su parte, Armando Zúñiga Salinas, presidente de ASUME, agrega: "La industria de la seguridad privada es estratégica para el desarrollo económico del país y la pacificación que tanto anhela la sociedad mexicana. En ASUME se encuentran las 30 asociaciones de seguridad privada más representativas de todas las modalidades que prevé el marco legal vigente y que hoy aportan el 1.6% del PIB, siendo fuente de empleo de poco más de 600 mil personas en todo el territorio nacional. La seguridad privada en el México fue reconocida como "actividad esencial" durante la pandemia ya que fue la responsable de proteger la inversión y los activos de todas las industrias, así como salvaguardar la integridad de las personas que se refugiaron en sus hogares ante la incertidumbre de la llegada del COVID-19. Fue este sector el que todos los días siguió asistiendo a sus puntos de trabajo en los momentos más complejos para todos.

¿Por qué la seguridad privada también es estratégica? Nos encargamos en custodiar y mover todo el dinero en efectivo entre los bancos y los comercios, estamos en todos los aeropuertos, centrales de autobuses, puertos marítimos, espacios públicos, supermercados, centros comerciales, etc. La población nos encuentra físicamente con un guardia o con una cámara de seguridad en cualquier lugar desde que sale de su hogar y muchas veces es usuario final en su propia casa de algún servicio de seguridad privada. Protegemos y hacemos el rastreo satelital de toda la carga que se mueve en el país y lo más importante, protegemos lo más valioso para las personas, su seguridad y su vida.

Es por esto que el blindaje en sus diferentes sub modalidades como arquitectónico, corporal y automotriz es de vital importancia no solo para ASUME, sino para la sociedad. Como todos sabemos, los incidentes en dónde se involucran armas de fuego en nuestro país van en aumento. Desde focalizados como asaltos y secuestros, hasta lamentables incidentes como consecuencia de balas perdidas por enfrentamientos con la delincuencia organizada.

Consideramos importante la firma de este convenio ya que permitirá que el blindaje se profesionalice y se visualice cada vez más, logrando que diferentes sectores de nuestra sociedad, tengan acceso a información técnica sobre el acorazado de automóviles, lo que evitará que caigan en fraudes por venta de unidades, materiales y equipos que no cuentan con especificaciones autorizadas. Permitirá que se compartan las mejores prácticas entre las diferentes empresas de este sector y proveedores de unidades asociadas; así mismos que las autoridades observen el estricto cumplimiento de la normatividad vigente para que las empresas irregulares sean sancionadas.

Hoy ASUME junto con las asociaciones que la integran está impulsando dos importantes temas: el primero, que el poder legislativo siga adelante con la Ley General de Seguridad Privada con la finalidad de tener una regulación moderna, que esté a la altura de los cambios que hemos tenido durante estos años en la industria, y que le permita a las autoridades federales y estatales contar con mejores herramientas jurídicas para el ejercicio de sus funciones.  Y el segundo, consolidar la creación de la Cámara Nacional de la Industria de la Seguridad Privada que representará formalmente a todo el ecosistema empresarial y que estamos seguros impulsará el desarrollo económico de los empresarios de seguridad privada en todas las modalidades.

Share on Google Plus

About .

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario