FGR abre carpeta de investigación por embarazo de urnas en Veracruz

Martín Aguilar

La Fiscalía General de la República (FGR) inició una investigación formal por posibles delitos electorales tras la difusión de un video en el que se aprecia a los funcionarios de una casilla en Orizaba, Veracruz desprendiendo más de mil boletas e introduciéndolas dentro de una urna durante la consulta popular del pasado 1 de agosto.

 

La carpeta de investigación se abrió en la delegación estatal de la FGR en Veracruz luego de que la sección distrital del Instituto Nacional Electoral (INE) a la que estaba adscrita la casilla en cuestión presentó una denuncia formal por estos hechos.

 

Por tratarse de un procedimiento electoral de índole federal, la indagatoria será atraída por la Fiscalía Especializada en la Investigación de Delitos Electorales (FEDE) de la FGR.

 

Este hecho irregular se dio a conocer en un video difundido en redes sociales el domingo pasado. El INE verificó la información y confirmó que dentro de la urna se encontraron 1 mil 991 papeletas, cifra que no concuerda con las 304 personas que emitieron su opinión de acuerdo con el registro nominal. Es decir, se introdujeron de manera irregular en la urna 1 mil 687 boletas.

 

De acuerdo con autoridades se trata de un hecho irregular que de confirmarse podría incluso ser considerado como grave, por lo que de abrirse el proceso los probables responsables ameritarían prisión preventiva automática.

 

Como parte del proceso de investigación la FEDE solicitará al INE toda la información relacionada con los funcionarios asignados a la casilla en cuestión y los registros de la votación que ahí se llevó a cabo. La urna en la que se rellenaron los votos se encuentra desde la noche del domingo bajo cadena de custodia, es decir, bajo resguardo ministerial para no alterar su contenido hasta que el Ministerio Público Federal ordene los peritajes correspondientes.

 

Pese a la gravedad de lo denunciado la FGR considera preliminarmente que se trata hasta ahora de un hecho aislado, pues es la única irregularidad de esta magnitud que se ha reportado tras la consulta popular del domingo pasado.

 

De hecho, la FEDE solo recibió durante el día de la consulta un total de cinco denuncias provenientes de diversas partes del país por supuestas irregularidades, que también serán investigadas. Se trata de una cantidad mínima si se compara con las denuncias del proceso electoral federal anterior (la elección del 6 de junio) en donde se recibieron 1 mil 330 denuncias por posibles ilícitos.

 

Lo anterior sin que se descarte que aún pueden recibirse denuncias por irregularidades que se hayan presentado durante la jornada de la consulta popular del 2 de agosto pasado. 


Share on Google Plus

About .

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario